LOS CAMBIOS VENDRAN, LE PESE A QUIEN LE PESE

“Un régimen desigualitario, tal como se define en trabajos de investigación mundial, se caracteriza por un conjunto de discursos y de mecanismos institucionales que buscan justificar y estructurar las desigualdades económicas, sociales y políticas de la sociedad en cuestión..."
4 Enero, 2021
12:06 am

Spread the love

Por: Gabriel Enrique Zúñiga

Gabriel Enrique Zúñiga

Esta pregunta se hace el gran Piketty, tanto en el libro primero (EL CAPITALISMO EN EL SIGLO XXI, 2013), como en su último libro (CAPITAL E IDEOLOGÍA, 2019). desarrollado por Jorge lavandero

Vale la pena reflexionar y sostengo que: “Si no transformamos profundamente el sistema económico actual, para convertirlo en uno menos desigual, más equitativo y sostenible, tanto entre países como al interior de cada país, entonces el populismo xenófobo y sus posibles éxitos electorales podrían ser el principio del fin de la mundialización, LA DESIGUALDAD SOCIAL COMO EL METODO DE ENRIQUECIMIENTO DEL MODELO NEOLIBERAL. Hiper capitalista y digital de los años 1990-2010″.

“Un régimen desigualitario, tal como se define en trabajos de investigación mundial, se caracteriza por un conjunto de discursos y de mecanismos institucionales que buscan justificar y estructurar las desigualdades económicas, sociales y políticas de la sociedad en cuestión. Todo régimen tiene sus debilidades y sólo podrá sobrevivir si está dispuesto a transformarse de manera continua, a menudo de manera conflictiva y violenta, apoyándose en las experiencias del pasado y en los conocimientos adquiridos.”

Finalmente se concluye: «De este análisis histórico emerge una conclusión importante: el combate por la igualdad y la educación es el que ha permitido el desarrollo económico y el progreso humano, y no la sacralización de la propiedad, la estabilidad y la desigualdad.

El relato hiper desigualitario que se ha impuesto desde los años 1980-1990 es, en parte, el producto de la historia y del desastre comunista. Pero también es el fruto de la ignorancia y de la fragmentación del conocimiento, que ha contribuido a alimentar el fatalismo…”

CONCLUSIÓN:

“Es necesario entender que el combate primero, es contra el modelo neo-liberal, que sacraliza una sociedad injusta y cada vez más desigual. Un estado subsidiario permite una mayor explotación de trabajadores y empleados y permite que las riquezas se canalicen hacia pequeños, pero fuertes grupos económicos nacionales y extranjeros” Jorge Lavandero.

 


Spread the love